CÓMO MONTAR UN HOMBRE

0
850

Saber cómo “cabalgar” a un hombre debiera ser uno de los grandes secretos de toda mujer. Es excitante (para los dos) saber que tú eres la que manda y puedes hacer lo que quieras, además de ser penetrada muy profundamente. Cuando estás arriba tu cuerpo queda expuesto para admirarse, se ven tus caderas abalanzándose sobre él, tus pechos bamboleantes… y tu sexo devorando el suyo. Esto suele excitarlos mucho, sobre todo a aquellos que siempre toman la iniciativa.

He aquí unas ideas para subírtele encima con estilo:

*No tengas prisa. Aprovecha la oportunidad para exhibirte y calentarlo todo lo posible antes de montarlo. Cuando él ya esté boca arriba, bésalo. Recorre su cuerpo con tu boca, rózalo primero con tus pechos y luego con tu entrepierna. Balancéate sobre él, juega, tú tienes el control.

*Toma su pene con tus manos y frótalo contra tu clítoris y labios. Juguetea con la cabeza del pene deslizándola adelante y atrás de tu abertura, metiendo en ella de vez en cuando solo la punta y volviéndola a sacar enseguida. Por último, deslízalo dentro delicada y lentamente. Ahora todo está a punto, continúa:

*Inclínate hace adelante. Apoya todo tu peso en las manos sobre la pared o cabecera, sobre sus hombros o pecho, de forma que puedas sacudir las caderas con total libertad… hazlo. Arriba y abajo, circularmente, de lado a lado, moviendo todo el cuerpo o solo la pelvis. Para controlar el ritmo, sé receptiva a sus repuestas y disminuye la velocidad cuando él se excite demasiado. Mordisquéale el cuello, las orejas, la cara, los labios. Levanta una rodilla para apoyarte con ese pie, tendrás mayor espacio para subir y bajar, y regresa a montarlo.

*Siéntate sobre él bien erguida. Así conseguirás una penetración más profunda, agita la pelvis y concéntrate en contraer el interior de la vagina, estruja, empuja y succiona.

*Móntale como si se tratara de un caballo salvaje.